Lifestyle

Cómo estar en forma y saludable cuando trabajas 8 horas

Hay una relación curiosa con nosotras mismas. Según te tratas, así te sientes..y según te sientes, así te tratas.

Hace años, cuando iba a la universidad, no siempre tenía oportunidad de hacer ejercicio y cuidarme: había muchas cosas que hacer, demasiadas obligaciones y horarios varios… Me sentía insegura, enfadada y triste, porque para nada tenía el físico que yo quería tener, ni salud que necesitaba para sacar adelante todo.

Cuando te sientes bien, tienes más ganas de hacer cosas y todo cambia, tu actitud, tu forma de pensar, de hablar y de caminar. Y no es que seamos perfectas (de eso se encargan las que salen en las revistas), sino de ser perfectamente y imperfectas. Conocer nuestras debilidades pero también nuestras fortalezas, de cuidarnos y trabajar para sentirnos más seguras de nosotras misma.

Todo esto está muy bien, pero ¿es posible con un trabajo a jornada completa? Sin duda, hay formas de hacerlo más saludable.

aesthetics.png

Si trabajas en un puesto de oficina, seguro que has notado cómo cambia tu cuerpo, y cómo empiezas a sentirte menos saludable. Si lo piensas bien, los trabajos de oficina no son los más saludables. Apenas te mueves en 8 horas, y encima estás sentada la mayor parte del tiempo. Y si no comes en casa…. tendrás que hacer algunos ajustes para que tu figura no se descontrole.

Estos son algunos cambios que te propongo para recuperar tu figura:

  • BEBER MUCHO AGUA. Recuerda que la deshidratación no se da solo cuando haces ejercicio físico. Tu cuerpo utiliza agua para todos los procesos celulares, para mover los órganos y transportar nutrientes por todo tu cuerpo. Bebe tus 2 litros de agua al día y te notarás con más energía.
  • LEVÁNTATE AL MENOS CADA HORA. Si tienes que estar sentada tantas horas, tendrás que moverte más a menudo. Cada hora, levanta y estira las piernas, baja al piso de abajo y subes, ve al baño, ve a coger agua o ve a pedir algo a tu compañero en lugar de mandar un correo. Puede  que estés muy ocupada, pero hay que buscar dos minutos para estirar las piernas, ¡ y que la sangre fluya!
  • SNACKS SALUDABLES EN EL TRABAJO. ¡Ha! Ya sé que es muy tentador comer algo de la máquina de snacks, pero me atrevo a decir que no habrá nada saludable allí. Sé precavida y llévate de casa cualquier picoteo saludable que te sacie pero que sea nutritivo y bajo en calorías. Por ejemplo, una pieza de fruta como una manzana o mandarina y unos 15 cacahuetes, ¡ vitaminas y grasas saludables!  😊
  • TÓMATE UN DESCANSO Y DA UN BREVE PASEO. Es importante mantenerse activo en el trabajo. Salir a caminar es la opción más sencilla, incluso si solo tienes un pequeño descanso en el almuerzo. Esto facilita la digestión y además le darás a tu mente un respiro y te sentirás con más energía después.
  • HAZ TU EJERCICIO. Esto lo llevamos a después del trabajo. No renuncies a tus 45 minutos de ejercicio tus 3 días en semana. Hay una diferencia abismal entre hacer ejercicio y no hacerlo, a nivel mental sobre todo y a nivel físico. Por mucha pereza que de coger la bolsa del gimnasio o las zapatillas de correr después de trabajar, la recompensa vale la pena.

 

Y ahora, es vuestro turno. ¿Qué hacéis para mantener la forma a pesar de tener un trabajo sedentario? Os pido que compartáis este artículo si os ha gustado, le deis un like y me encantará leer vuestros comentarios.

 

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s